Suelo vinílico en rollo

Con los suelos de vinilo en rollo o en hojas se pueden crear patrones aleatorios de color y diseños que no necesitan instalarse a lo largo de filas o columnas rectas.

Suelo vinílico en rollo

La durabilidad, practicidad y el valor de los suelos de vinilo, los ha convertido en una opción popular en una variedad de instalaciones residenciales y comerciales. Sin embargo hay una cuestión de fondo que vas a tener que responder al elegir este material para tu propio hogar: ¿Deseas un suelo de vinilo en rollo o en baldosas?

Cada opción tiene sus ventajas y desventajas inherentes, de ese modo, cada una es la apropiada para los diferentes lugares. La decisión que tomes debe basarse en el tipo de ambiente en el que se instalará, en el nivel de tráfico que tendrá que soportar y los tipos de peligros y agentes de tinción a los que será expuesto.

Pros y contras de suelos de vinilo

Características de las láminas de vinilo

Menos caras: La hoja de vinilo generalmente cuesta menos dinero que las baldosas o los tablones. Esto se debe a que estos suelos pueden producirse en grandes rollos, sin tener la preocupación de los cortes de precisión y por lo tanto, los materiales de desecho. Será hasta que tu instalador de suelos profesional o tú mismo, midáis el espacio disponible y luego cortéis el material al tamaño adecuado.

Impermeable a la humedad: Probablemente la mayor ventaja de la lámina de vinilo sobre las losetas es el hecho de que, por lo general, se puede instalar en apenas uno o dos trozos, sin romper o cortar el material. Eso significa que no tiene costuras ni juntas entre las piezas individuales. Las costuras son como grietas vulnerables en la superficie defensiva de tu suelo, a través de las cuales pequeñas partículas de agua pueden filtrarse, provocando un daño indecible a tu subsuelo.

Con los suelos de vinilo en rollo sólo tienes que asegurarte de que el material queda completamente ajustado a los bordes de la habitación, y que ninguna pieza se solapa. Debes sellar y unir las piezas usando un adhesivo y calor.

Opciones de diseño: Con las baldosas individuales puedes crear un diseño compuesto en tu suelo. En algunos casos, serás capaz de llevar a cabo un modelo de mosaico, pero la naturaleza de montaje de los azulejos es tal que, los fabricantes no pueden prestar mucha atención a la imagen total.

Eso no es así con suelos laminados de vinilo. La hoja de vinilo puede ser impresa con casi cualquier modelo, color, o imagen que desees. Esto se imprime a la derecha en la capa superficial de la cubierta del suelo, y luego se instala directamente en la habitación sin tener que preocuparte por el montaje. Con las baldosas de vinilo sólidas y compuestas tendrás menos opciones de impresiones específicas, pero serás capaz de crear grandes patrones, ininterrumpidos de color al azar a través de toda la instalación.

Características de los suelos de baldosas de vinilo

Reemplazable: Si un suelo de láminas de vinilo está muy dañado con un rasguño o una mancha, tu única opción es reemplazar todo el suelo, o quitar la zona afectada y reemplazarla con un parche. Esta opción resultará en costuras que harán que el agua pueda penetrar, además de alterar el patrón ininterrumpido de los colores en el vinilo.

Con los suelos de baldosas de vinilo, cuando un área en la superficie se daña simplemente se puede quitar y reemplazar por otra. La extracción de las baldosas de vinilo es una cuestión de calentar el adhesivo debajo de ellas, y luego tirar de la baldosa y a continuación, raspar el agente de unión. Después, se puede sustituir el azulejo con otro, esta reparación que se integrará completamente en el resto del suelo.

Patrones y opciones de diseño: Mientras que las láminas de vinilo permiten al fabricante obtener creatividad con los diferentes estilos de impresión, los azulejos te permiten a ti ser el creativo. Eso es porque puedes mezclar las piezas individuales para crear diseños elaborados de color que coincidan y contrasten a través de toda la superficie de la planta.

Suelo vinílico en rollo autoadhesivo

Con las baldosas también tienes la opción de cortar piezas individuales en otras formas y tamaños. Una pieza cuadrada puedes cortarla fácilmente en rectángulos congruentes, o incluso en triángulos, para ser realmente creativo con el proceso de instalación de suelos. Sin embargo siempre se debe diseñar un proyecto de suelos sobre el papel primero, antes de empezar a cortar los materiales, sólo de ese modo, podrás estar seguro de que tienes suficiente material para completar el trabajo.

Facilidad de instalación: La mayoría de aficionados que les gusta hacer cosas en casa, no están lo suficientemente capacitados para instalar correcta y debidamente un suelo de vinilo en láminas. Se requiere la capacidad de tomar medidas exquisitamente precisas y, a continuación, hacer cortes exactos que permitan encajar perfectamente la hoja en la sala dónde estás instalando el suelo. Durante este proceso, incluso errores pequeños pueden sumar a gran desperdicio de material.

Por otro lado, los azulejos de vinilo son relativamente fáciles de instalar y el proyecto, generalmente, se puede hacer por un aficionado moderadamente experto en uno o dos días. Los azulejos individuales tienen que ser colocados en filas rectas, al ser piezas separadas cada error es menos notorio. También, se pueden cortar piezas individuales a medida para que coincidan con el tamaño y el contorno de la habitación.

Realismo: Una de las principales razones por las cuales la gente compra suelos de vinilo es el hecho de que pueden imprimirse para imitar una gran variedad de revestimientos de superficie de suelo natural, incluida la madera, la piedra natural y la cerámica. Mientras que las láminas de vinilo se pueden imprimir con estos mismos colores, cuando se compran baldosas individuales, tienes la opción de instalar lechada entre las piezas. Esto no sólo le dará al azulejo un aspecto más fuerte y unas dimensiones más auténticas, sino que también hará que la aplicación se sienta más real bajo los pies.